Bonneville Cafe racer

Bonneville Café Racer es uno de los pilares básicos de nuestro catálogo y una de las imágenes más recurrentes de ver en nuestros proyectos y publicaciones. Una Bonneville Café Racer es prácticamente el proyecto perfecto al que muchos clientes se acogen al aunar este estilo y comodidad a partes iguales. Todas nuestras motos se han realizado sobre la base de las Triumph. Este es nuestro catálogo de motos transformadas y personalizadas para clientes de diferentes nacionalidades: España, Italia y Francia.

Triumph Bonneville Café Racer

En Triumph Bonneville Café Racer hay dos nombres propios que sobresalen en el mundo del motociclismo clásico, uno es el de la motocicleta inmortal por excelencia, la Triumph Bonneville, y otro es el del estilo culpable de que este movimiento neoclásico esté donde esté hoy en día, el Café Racer.

Todo aquel que desea hacerse una transformación exclusiva con Tamarit Motorcycles le ha pasado ese modelo y ese estilo por la cabeza aunque sea por un instante.

Características Triumph Bonneville Café Racer

Las Triumph Bonneville Café Racer se caracterizan sobretodo por su obvio y estricto canon estético, el cual implica una serie de piezas tales como el colín estilizado monoplaza (aunque también se aceptan versiones para dos pasajeros) y la quilla cubriendo los bajos y el cárter. También hay que destacar que son motos que tradicionalmente han llevado semi-manillares, esa pieza que obliga al conductor a adoptar esa postura tan característica inclinado contra el depósito de la moto.

Piezas esenciales de una Triumph Bonneville Café Racer

Las Piezas para Triumph Bonneville Café Racer conforman uno de las más amplios abanicos de nuestro catálogo para proyectos de modificación exclusivo. Estos son los puntos claves a modificar en un proyecto de este estilo y características.

Asiento: Es la parte que sin lugar a dudas modifica de manera más notoria el aspecto de la moto. Los modelos más habituales para este tipo de estilos son el colín estilizado monoplaza que aporta esa estética clásica habitual, o el asiento de dos plazas que implica acortar el chasis parcialmente para darle a la moto un toque diferenciador y mejora el aspecto en todos los sentidos.

Tapas laterales: Las tapas laterales visten de manera vistosa y elegante los lados de la motocicleta, y reemplazan los aburridos módulos de plástico que lleva la motocicleta de casa. Su gran ventaja es que se pueden personalizar en caso de los dorsales cuadrados u ovalados.

Escapes: El sonido de la motocicleta es uno de los elementos distintivos por excelencia. Un escape con personalidad y sonido propios siempre son un gran añadido al proyecto de manera global. Unos escapes café racer suelen ser dos silenciosos (uno por cada lado) de aspecto clásico.

En el blog se habla de la Triumph Bonneville Cafe Racer: