Carlota Motorcycles

Una moto cafe racer diseñada y transformada por Tamarit Motorcycles.

 

Historia de Carlota

Tamarit Motorcycles tiene por costumbre cada cierto tiempo adquirir por cuenta propia una motocicleta Triumph neoclásica, y transformarla a su antojo. No se desmerece por ello a nuestros clientes, que son sin duda el motor y de lo que esta entidad se alimenta. No obstante, al cabo de unos cuantos proyectos de carácter “sobrio” y de sumergir las motos siempre en el mismo negro mate u otro color plano, el equipo de Tamarit se vuelve ávido de volver a cometer otra “fechoría”, busca una moto que pueda servir a sus propósitos y hace el proyecto sin tener que seguir ninguna directriz.

Si bien es verdad que algunos de nuestros clientes nos dan ciertas licencias a la hora de crear el proyecto, la “Total libertad” solo la obtenemos en estos casos, que destacan por sus apuestas arriesgadas que no dejan a nadie indiferente. Proyectos como la clásica Neptuno, la polémica Ronin, la transgresora Mr. Kevin y la rebelde Superstar han sido fruto del puro frenesí creativo de Tamarit Motorcycles.

Cada moto es única en el mundo.

Personalizaciones Triumph de la mano del cliente.

Quiero un presupuesto

Aunque sabíamos que la moto a realizar sería de un concepto cercano al Café Racer, queríamos al menos dos premisas principales: arriesgar con algunos detalles y relanzar una cúpula para la nueva generación, el consonancia con otra pieza de carácter similar como es el Frontal Dakar, aparecida en nuestra anterior proyecto MATRICER.

 

«Tamarit Motorcycles tiene por costumbre cada cierto tiempo adquirir por cuenta propia una motocicleta Triumph neoclásica, y transformarla a su antojo».

 

Partíamos de la idea de aplicar un estilo clásico como D Franklin pero al mismo tiempo concederle de una esencia deportiva, como si los proyectos D Franklin, Babieca y Sombra se fusionaran.

Quiero una moto Tamarit.

La moto elegida para llevar a cabo el proyecto CARLOTA fue una Bonneville T120 de nueva generación, concretamente la cuarta en entrar en nuestro garaje, ya que antes vinieron Muralla, Matricer y los Yunques. La primera decisión fue dotar las tapas del motor de un baño de latón dorado, y ese mismo dorado nos llevó en volandas hasta la elección del color, que no podría ser otro que un beige clásico, ese color que recordamos de los coches cuando éramos niños.

Salvando las distancias, cabe destacar que cierta inspiración para realizar este proyecto también vino por un anuncio de Chanel, donde aparecía una preciosa Ducati en tonos similares.

Presentación de Carlota

La presentación de este proyecto se llevó a cabo en una fecha muy especial para Tamarit Motorcycles: la re-inauguración del Bar, el cual ha permanecido cerrado durante varios meses a causa de motivos completamente ajenos a nosotros. Una gran noche en la que no faltaron las amistades y la familia, y en la que la céntrica calle donde estamos ubicados se volvió a llenar del rugido de las motos de la comunidad de Tamarit Motorcycles.

Muchas gracias a todos por asistir.

Quiero un presupuesto

Aparte de la ya mencionada cúpula, Tamarit Motorcycles tenía desarrollado un catálogo lo suficientemente amplio como para vestir sin problema una T120 en cualquiera de los conceptos que se deseen, con lo que el equipamiento fue completo en la totalidad de la moto.

En la parte delantera predomina principalmente la anteriormente mencionada cúpula para las nuevas Bonneville, la cual es posible de instalar perfectamente junto a la rejilla de faro gracias a nuestro soporte Six Holes. No podía faltar el guardabarros corto y la inclusión de un clásico en la mayoría de todas nuestras transformaciones clásicas, el manillar Clubman. En la parte trasera destaca obviamente el colín café racer Jerez, que junto a unos amortiguadores de 37 cm y los escapes gemelos Thor, dan lugar a una parte trasera muy personal. En los laterales podemos observar también las tapas para Bonneville de nueva generación, modelo muralla y una pequeña herencia de nuestro querido proyecto D. FRANKLIN, los protectores de depósito acolchados a juego con la tela del asiento.  

Quiero una moto Tamarit.

El proyecto Carlota se encuentra a la venta, si nos sigues en redes sociales y todavía no has visto todavía al propietario o propietaria de la moto, ¡estás de suerte! Todavía puede ser tuya. 


Contacta con nosotros en: info@tamaritmotorcycles.com

No hacemos 2 motos iguales.

¿Te animas a hacer una moto con nosotros?

Quiero un presupuesto
Quiero una moto Tamarit.

¿Te animas a hacer un proyecto juntos?

Quiero un presupuesto